viernes, 8 de julio de 2011

GALACHEFX II

WOK DE VERDURAS CON PESCADO

Saludos parroquianos, estoy de nuevo con vosotros, para que dejéis de alimentaros con esas mierdas precocinadas que esta vida tan estresante nos obliga a ingerir.

Aprovechando que las chicas Galatex llevan tiempo sin pasarse por aquí y que ya he olvidado la hostia que me pegó Cristina tras la primera entrega de esta serie, me dirigiré única y exclusivamente a vosotros, los machos de la manada.

En este mundo tan feminista en el que vivimos, un hombre también tiene que desenvolverse en la cocina como el más experto de los chefs, ahora, dile a tu mujer que cambie una rueda del coche, a ver que te dice...

En fin, a lo que vamos, os voy a dar una receta con la que conquistaréis el corazón de la más endurecida de las féminas, y a buen seguro que conseguirás una recompensa acorde con tus méritos y esfuerzos.

En primer lugar poneros buena música mientras cocináis, yo en este caso me decanto por la lista de los 10 temas más refrescantes del verano que nos colgó Little. Y sin mas, vamos a los ingredientes.

INGREDIENTES
Para dos personas...

Una zanahoria, cortada en juliana (¡en tiras capullo!).
Un pimiento rojo.
Medio calabacín.
Media berenjena.
Una cebolla.
Champiñones.
Dos medallones de merluza (podéis usar cualquier otro tipo de pescado, incluso algún tipo de carne).
Pasas (si os gustan).
Salsa de soja.
Hierbas provenzales (si os gustan).
Pimienta.
Agua.
Aceite.
Sal.

Los ingredientes de calidad

Corta el calabacín, la berenjena y el pimiento en trozos grandes, pero que te quepan en la boca. La cebolla y la zanahoria en juliana. La merluza tendrás que trocearla al menos una hora antes y sumergirla en salsa de soja, dejándola macerar hasta el momento de añadirla al wok.

Ahora la mala noticia, necesitas una sartén wok. No hay excusas, sin sartén no hay receta. La buena noticia es que las venden baratas, por menos de lo que cuesta un filete de mero tienes una. Al parecer, todos los restaurantes Wok y los chinos de España están cerrando por la crisis y están de saldo. Recuerda que tu esfuerzo se verá recompensado. ¡Te vas ha hartar de follar chaval!.

Sigamos, enciende el fuego a máxima potencia, añade un poquito de aceite, poco. Cuando esté caliente se añaden el pimiento y la zanahoria, les pones una pizca de sal y vas removiendo hasta que empiecen a dorarse. En ese momento añades un chorrillo de salsa de soja, sigues removiendo un poco más y añades la cebolla, le pones un poco de sal y remueves para que no se queme. Cuando esté dorada la cebolla, repites la operación de la salsa de soja. A continuación se añade el calabacín y la berenjena. Sal de nuevo, en pequeña cantidad, remueves hasta que se vaya dorando y soja de nuevo. En este punto y después de haber dado un tiempo a que los alimentos absorvan la soja, se añade un poco de agua, con un vaso bastará. Con esto evitamos que las verduras queden poco hechas.

Que no te se vaya la mano con el agua

Cuando el agua se evapore por completo, añade la merluza junto con el líquido en el que se estaba macerando. Añade también los champiñones y (si te gustan) las hierbas provenzales, pimienta y pasas. De nuevo añade una pizca de sal y esta vez no pondremos más soja, porque ya iba junto con la merluza. Continua removiendo todo para evitar que se queme, recuerda que el fuego está al máximo todo el rato y en unos 3 ó 4 minutos estará listo.

Trata de ensuciar la mayor cantidad de cacharros posibles, recuerda que luego fregará ella y cuantos más cacharros sucios, mayor la dificultad del plato ¿no?. Así que no te cortes.

Si te quedan así es que eres un campeón

Y para terminar y en vista de que el texto se queda demasiado corto para merecer un tag con mi nombre, os contaré un chiste para alargar la cosa:

Esto son dos putas en un ascensor y dice una:
-Aquí huele a semen.
Y la otra responde:
-Perdón, me he tirao un eructo...

Y otro, un hombre le dice a otro:
-Voy a comprarle un collar a mi mujer.
.¿Si? pues yo la llevo suelta.

Y sin más, me despido hasta la próxima. Chao chicos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario